Articalena, la vida se ve mejor desde arriba.

La Selva de Oza es sin duda uno de los más bellos y recónditos lugares del Pirineo aragonés, incluido en el Parque Natural de los Valles Occidentales de La Jacetanía y del cual salen excursiones hacia el Valle de Aguas Tuertas, Ibon de Estannes, o al Ibon de Acherito o ascensiones hasta el Castillo de Achair, al Peña Forca o al Bisaurín entre otros. Su paisaje y su orografía es perfecto para realizar todas estas rutas de senderismo, alpinismo pero también realizar rutas en Mountain bike, escalada o parapente amén de algunos deportes típicos de invierno como el esquí de fondo o el esquí de montaña.

Esta vez, y como vamos de paso ya que nos dirigimos a Ansó, decidimos pasar unas horas en el valle para realizar la ferrata de Articalena. Una K2 sin ningún tipo de dificultad salvo la propia de realizar una actividad en altura.

Llegamos sin ningún tipo de problema saliendo desde Siresa por la estrecha pista asfaltada y en cuanto se abre un poco el valle y tras pasar por encima de un puente sobre el río Aragón-Subordán aparcamos en un pequeño parking junto al río.

Hace calor, mucho calor. En el parking hay varias auto caravanas aparcadas y una docena de vacas pastando. ¡Por fin montaña! Hacía ya algún tiempo que no pasaba por aquí, creo que desde el año pasado en donde intenté subir al Ibon de Estannes con la Mountain bike, pero algunas zonas de hielo y nieve me lo impidieron, aún era primavera y preferí no arriesgar más de lo necesario.

IMG_9949

Primeros pasos.

IMG_9952

Cartel indicador de la ferrata.

Justo le comento esto a Jordi mientras él mete el material de ferrata en la mochila, yo ya tengo la mía a la espalda y con ganas de empezar a caminar hasta el inicio de la ferrata. Nos hidratamos bien, comprobamos de nuevo el material e iniciamos la marcha. Vamos subiendo paralelos al río hasta llegar a un puente, lo cruzamos y encontramos una señal que nos indica la dirección a tomar hasta el inicio de la ferrata. Tomamos un pequeño sendero y a punto estoy de pisar una víbora áspid. Doy un paso atrás y le comento a Jordi, coincide conmigo en que es así y además es un pedazo de ejemplar así que esperamos a que recule para poder pasar y seguir sin mayores historias hasta llegar al pie de la ferrata transcurridos diez minutos de caminata.

IMG_9956

Sendero que conduce a pie de vía.

Estamos al pie de la cara sur de la Peña Artica Plena, pasamos sin mayor dilación a equiparnos y tras comprobar que todo está correcto iniciamos la vía. Jordi va delante, a mí la primera parte me recuerda a la ferrata Canfranera ya que su primera sección recorre un muro ayudado por grapas. La primera parte acaba siendo la “más complicada” y la más deportiva aunque reitero, no tiene nada de especial dificultad. De hecho las grapas están muy juntas y hay buenos agarres en la roca también. Una vez superado este tramo empieza a perder inclinación, se pierden grapas y aparecen más agarres en la pared, por lo que hay que trepar, cosa que le da un plus de emoción a la ferrata, además… al empezar a coger altura la cosa se pone interesante ya que las vistas son espectaculares. Hacemos un pequeño paro no por cansancio sino para deleitarnos con las vistas y charlar un poco y tras unas buenas risas decidimos continuar. Poco después nos encontramos con una variante que acorta el itinerario a la derecha, pero nosotros seguimos a la izquierda ya que queremos subir hasta la cima y así poder disfrutar más de la tarde. Y lo hacemos.

IMG_9960

Tramo más vertical.

IMG_9966

Las vistas se me antojan espectaculares.

 

Nos encontramos con una parte con buenos agujeros en la roca y con una dificultad de II y II+, así que progresamos con rapidez y seguridad hasta llegar a algún pequeño resalte con pasos de IIIº, y a partir de aquí ya se acaba la ferrata y continuaremos caminando hasta la cima de Peña de Artica Plena a 1.490 metros de altura.

Alguien dijo alguna vez que “la vida se ve mejor desde arriba”, y la verdad es que desde aquí arriba las vistas son estupendas. Hacemos las fotos de rigor y nos sentamos a disfrutar de las vistas, del silencio y de la soledad de esta localización. Son momentos de tranquilidad, de equilibrio, de compañerismo, así que nos dedicamos a charlar un rato de la enorme suerte que tenemos al poder realizar lo que nos gusta, aunque a veces no tanto como desearíamos.

IMG_9984

Vistas desde la cima.

IMG_9987

Sendero de bajada.

IMG_9994

Ladera que nos lleva a la pista de regreso.

Tras este rato, recogemos mochilas y seguimos un pequeño sendero hasta que alcanzamos una ladera que nos lleva a la pista, y de aquí retomamos el parking para ir a buscar la furgoneta e ir a dormir a Ansó. Hoy ha sido una actividad suave y placentera, preludio de la ascensión de mañana a la Mesa de los tres Reyes en Navarra.

Mañana veremos la vida desde más arriba, sin duda.

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s